Cáncer de pene avanzado puede llevar a la amputación

El cáncer de pene es un tipo de cáncer de hombre poco frecuente en comparación a otros como el de próstata y testículos. Afecta a 8 de cada 100 mil habitantes en el mundo y la mayor incidencia se da en Brasil. 

Por su poca frecuencia y consecuente desconocimiento hacia el tema, muchos hombres no saben de la existencia de este tipo de cáncer, además de que también ocurren en menor medida las visitas al urólogo. Por ello, muchas veces se puede dar un diagnóstico en etapas avanzadas de la enfermedad.

Para saber más de…7 datos del cáncer en hombres que debes saber

Cáncer de pene avanzado puede llevar a la amputación

La incidencia más alta de cáncer de pene en Europa se da en España donde la frecuencia es de 1.75-1.8 hombres por cada 100 mil. En zonas desarrolladas del mundo la incidencia de esta neoplasia es de 1 caso por cada 100 mil hombres, mientras que en países como India es de 0.7- 3 por 100 mil, en Brasil de hasta 8.3 y en Uganda de 1.2. 

En México la incidencia es de 0.91 por cada 100 mil hombres con una tasa de mortalidad del 0.2 por cada 100 mil, representando el 0.17 de las muertes por cáncer en el país. La edad promedio de diagnóstico en el mundo es entre los 50 y 70 años. 

¿Cómo se diagnostica el cáncer de pene?

Borja García, especialista en urología en la clínica privada ROC Clinic en entrevista con EFE dijo que el diagnóstico se da mediante un examen físico del paciente en el que se revisa el pene en busca de lesiones que indiquen la enfermedad. También se puede usar una prueba PET, que es una técnica que permite tomar imágenes del organismo que muestran la actividad y el metabolismo de los órganos del cuerpo y en algunos casos se hace una biopsia. 

El experto indica que hay diferentes tipos de cáncer dependiendo de las células que lo producen. El más frecuente es el carcinoma escamoso que aparece en el 50 a 60% de los diagnósticos. 

¿Cuáles son los síntomas del cáncer de pene?

El doctor indica que éstos son bastante evidentes ya que aparecen como una lesión roja o en forma de coliflor y deberán ser evaluados inmediatamente por un especialista. Las lesiones aparecen con frecuencia en el glande y el prepucio.

El doctor dice que en casos de fimosis, que es un padecimiento que impide la exposición completa del glande, es muy común ver un desarrollo del cáncer de pene. En ese sentido, la circuncisión es la mejor forma de prevenir las inflamaciones que dan lugar a las células cancerígenas. 

El Virus del Papiloma Humano y la mala higiene son dos factores importantes que contribuyen a la aparición del cáncer de pene. También hay otras enfermedades infecciosas que ocurren por un contacto sexual sin protección y que desembocan en cáncer de pene, por lo que el uso de condón y la higiene de la zona son dos forma efectivas de evitar esta neoplasia.

En México, el 56% de los hombres diagnosticados con cáncer de pene presentaron tabaquismo y la edad promedio fue de 57 años, según un estudio publicado en la Revista Mexicana de Urología. 

¿Cuál es el tratamiento del cáncer de pene?

Como en todos los tipos de cáncer, su pronóstico es mejor mientras más temprano se detecte ya que se puede ofrecer un tratamiento más sencillo, menos agresivo y más eficaz. La radioterapia es efectiva contra el cáncer pero cuando éste ya se encuentra en etapas avanzadas las posibilidades de recuperación se reducen drásticamente, afirma García. 

Otros tratamientos implican la cirugía para extirpar el tejido maligno pero esto dependerá del tipo de cáncer y su avance. Por ejemplo, la cirugía puede ir de una simple circuncisión hasta una amputación del glande. En caso de ser un tumor más superficial se recurre al láser. 

También se puede realizar una cirugía reconstructiva pero se corre el riesgo de afectar la capacidad de orinar. En el caso de que el paciente haya necesitado una neouretra (nueva uretra) en el neofalo (nuevo pene tras amputación), se deberá realizar un orificio debajo de los testículos que hará que el paciente orine sentado.

En México, un estudio que analizó los casos de cáncer de pene tratados en el Instituto Nacional de Cancerología, indicó que la amputación quirúrgica del tumor primario sigue siendo el patrón uro-oncológico para el tratamiento definitivo de esta neoplasia. 

¿Qué pasa con la sexualidad con el cáncer de pene?

En el caso de la fertilidad, antes de la cirugía se puede preservar el semen o después también se puede hacer una extracción del semen haciendo una biopsia en los testículos. En cuanto a la práctica del sexo, es normal que al inicio el hombre tenga contratiempos pero poco a poco podrá volver a realizarlo de forma habitual si es que su tratamiento solo requirió una cirugía tradicional.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s