¿Qué son los cálculos en la vejiga y cómo tratarlos?

Los cálculos en la vejiga tienen su origen en una orina muy concentrada. Se trata de una acumulación de sustancias que se forman por la cristalización de partículas. Si nuestra vejiga no se vacía por completo también pueden aparecer estas piedras vesicales, también llamadas litiasis vesical, aunque son mucho menos frecuentes La mejor forma de prevenirlas es tomar mucha agua y mantener una dieta equilibrada, fundamentalmente baja en sal y rica en fibra. Se tratan con fármacos y con operaciones.

Las afecciones del aparato urinario pueden alterar nuestra capacidad para almacenar la orina en la vejiga, impidiendo muchas veces que se vacíe por completo. Hiperplasia benigna de próstata, infecciones de las vías urinarias, cálculos renales o vejiga neurogénica son causa de la aparición de cálculos.

Una dieta rica en sal, proteínas y sales minerales es causa importante de cálculos en la vejiga. Si a eso le agregamos un bajo consumo de agua el panorama tiende a complicarse.

Cuando nuestra orina es muy densa, lo cual muchas veces obedece a la poca ingesta de agua, también se generan problemas. Los cristales de minerales y proteínas contenidos en nuestra orina se acumulan, dando pie a la formación de piedras, algunas veces difíciles de expulsar.

Síntomas de los cálculos en la vejiga

Si experimentamos un dolor repentino en la parte inferior del abdomen o tenemos la necesidad de orinar frecuentemente, es conveniente acudir al médico. Los cálculos en la vejiga también se pueden detectar si presentamos sangre en la orina o problemas para miccionar. La sensación de ardor o escozor y la fiebre son síntomas también.

Hay momentos, sin embargo, en que los cálculos en la vejiga son asintomáticos. Esto sucede cuando las piedras no bloquean el paso de la orina. En estos casos solo se pueden detectar mediante exámenes. Se pueden detectar con exploraciones físicas, tomografías computarizadas, ecografías y exámenes de orina.

Cómo tratar los cálculos en la vejiga

En la mayoría de los casos los cálculos en la vejiga se expulsan de manera espontánea. El mejor tratamiento es tomar mucha agua para hacer que salgan. Pero hay momentos en que ellos se depositan en las vías urinarias y las afectan. En esos casos, es necesario proceder

En algunos casos se hace a través de un dispositivo que rompe el cálculo en pequeños pedazos, para facilitar su expulsión. En otros casos se retiran quirúrgicamente cuando la piedra es muy grande o están obstruyendo la salida de la vejiga.

Para evitar los cálculos en la vejiga es muy importante que tomes suficiente agua cada día. Además, debes esmerarte en mantener una dieta saludable, con poco contenido de sales minerales y proteínas, pero rica en fibras y vitaminas. Recuerda que los cálculos en la vejiga son poco frecuentes, pero son muy molestos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s