Fertilidad en hombres depende de buena alimentación y control de peso

Cuando las parejas tienen problemas para concebir, los esfuerzos suelen enfocarse en la salud femenina, a pesar de que la concepción es un asunto de dos.

El Dr. Natan Bar-Chama, director del Center of Male Reproductive Healthde Nueva York, anota que, cuando una pareja está enfrentando la infertilidad, el 40% o 50% del tiempo se atribuyen las causas al hombre.

Algunos de los problemas que pueden afectar la fertilidad masculinaincluyen: una baja cantidad de esperma, anormalidades en el esperma y niveles bajos de testosterona. Aun así, se asume que quién debe hacer los cambios en su cuerpo es la mujer.

Por esa situación, ahora los especialistas señalan que cambios en el estilo de vida de los hombres pueden ayudar a la fertilidad y mejorar las probabilidades de concepción. Eso sí, señalan los especialistas, se requiere un rol proactivo para que funcione.

Los hombres no acceden a los servicios de salud con tanta seriedad como los hacen las mujeres. Las mujeres, por lo regular, visitan a su ginecólogo desde etapas tempranas de su vida reproductiva; en cambio, los hombres no tienen un acercamiento proactivo ni preventivo.

Dr. Nata Bar-Chaman

Estilo de vida y fertilidad

Los factores que influyen en la fertilidad incluyen la dieta, peso, niveles de ejercicio, estrés; así como uso de tabaco o drogas.

Según los científicos, hay información sólida que correlaciona la obesidad, los niveles de nutrición bajos, la falta de ejercicio, fumar y uso de marihuana con el decremento de los parámetros de concentración de esperma, movilidad y morfología.

Como consecuencia de lo anterior, se afecta al embarazo y a la probabilidad de aborto espontáneo; ya que sus alteraciones son transferidas e impactan en el desarrollo y salud a largo plazo.

Estudios en modelos animales han evidenciado que el esperma expuesto a obesidad o marihuana provoca alteraciones que se transfiere a la progenie. Eso podría aumentar el riesgo de cáncer, provocar efectos en el comportamiento, defectos de nacimiento y otras repercusiones en la salud.

Por esos motivos, es necesario que los hombres reconozcan en su estilo de vida un factor para concebir que repercutirá en su futuro y en el de sus hijos.

¿Qué cambios hacer para mejorar el estilo de vida y la fertilidad?

La obesidad es quizá el factor que causa mayores probabilidades de infertilidad; porque, al incrementar la grasa del escroto, se eleva la temperatura de los testículos con efectos negativos en los parámetros del esperma; explicó Paula C. Brady, de Columbias University, a CNN.

Asimismo, está asociada a cambios genéticos en el esperma que afectan la fertilización, el desarrollo embrionario y los resultados del embarazo.

Por esas razones, perder peso sería un buen comienzo para mejorar los niveles de esperma y su calidad.

Guías nutricionales

Un siguiente paso es crear una dieta con los nutrientes suficientes para mejorar la fertilidad. De acuerdo con los expertos, los hombres deberían cambiar su estilo de vida al menos tres meses antes de concebir, que es el ciclo de vida aproximado de un esperma.

Para ello sugieren:

Consumir más antioxidantes: pues combaten el estrés oxidativo resultado de obesidad, mala alimentación, tabaco o contaminación. Si se hace frente a este elemento, se evitará que las membranas celulares se dañen. De igual manera, se mejorará el esperma para su ataque, penetración y activación del proceso de fertilización.

El esperma depende de fuentes externas de antioxidantes como las vitaminas C, E y beta carotina, zinca, selenio, ácido fólico, licopina y la coenzima Q-10; que se encuentran en el fluido seminal.

Para maximizar los antioxidantes, es necesario comer, al menos cinco días a la semana, frutas y vegetales.

Incorporar dos porciones de pescado bajo en mercurio a la semana: el salmón, la trucha y la sardina son ricos en omega-3 y se han asociado a embarazos exitosos.

Comer nueces y semillas: las nueces y almendras son ricas en nutrientes que ayudan a la fertilidad como proteína vegetal, omega 3 y antioxidantes. Hay investigaciones que sugieren que las nueces mejoran los niveles de esperma.

Limitar carne procesada, cafeína y alcohol: beber de una a dos tazas de café y hasta 354 mililitros de cerveza al día se relacionan con baja calidad de esperma e infertilidad. Por eso, reducir su consumo puede mejorar la salud del esperma.

Otros factores que afectan la fertilidad

La falta de ejercicio repercute en la fertilidad; no obstante, más ejercicio no significa que sea mejor:

El exceso de actividad física reduce la producción y calidad del esperma.

Por lo anterior, se sugiere un ejercicio aeróbico moderado para mejorar la resistencia, la cual está relacionada con los marcadores de la reproducción masculina y niveles de embarazo.

Del mismo modo, se pide detener el consumo de tabaco y de cualquier droga; y ser cuidadosos con los teléfonos celulares que tienen un efecto negativo en el esperma.

Últimas consideraciones

Cambiar el estilo de vida no garantiza la concepción al 100%; pero es un comienzo para tratar los problemas de fertilidad y mejorar la calidad de vida de los hombres.

Por supuesto, el seguimiento médico y el trabajo en equipo con la pareja son factores que ayudarán en el proceso y darán más posibilidades de una concepción y embarazo exitosos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s