Congelar tumor en lugar de cortarlo, nuevo enfoque vs cáncer de vejiga

Científicos en Israel habrían encontrado un posible tratamiento para el cáncer de vejiga que reduciría el sangrado, el riesgo de infección y el dolor del paciente: aplicar crioterapia al tumor en lugar de cortarlo.

Los elementos del Rambam Healthcare Campus explican que usaron la crioterapia para tratar el cáncer de vejiga superficial en una persona de 60 años y que se trata de la primera vez en el planeta que se lleva a cabo dicho procedimiento para este tipo de cáncer. ¿Se puede usar la crioterapia para tratar enfermedades?, ¿Qué encontraron los especialistas en Israel?

Crioterapia, un posible nuevo tratamiento para el cáncer de vejiga

Primero que nada, es importante que sepas que la crioterapia sí puede ser usada en la medicina. De acuerdo con la Cleveland Clinic, se trata del uso de frío extremo para congelar y quitar el tejido anormal. Esta clínica señala que los doctores lo utilizan para tratar muchos padecimientos de la piel como verrugas y algunos tipos de cánceres como el del hígado, el de próstata y el de cuello uterino.

“El médico puede utilizar algunas sustancias para generar el frío intenso que se usa en la crioterapia. Estas sustancias pueden incluir: Gas argón, Nitrógeno líquido u Óxido nitroso líquido. Las células no son capaces de sobrevivir a este severo resfriado y “pierden la vida” después del tratamiento”, informa la Clínica Cleveland.

¿Entonces puede servir como un tratamiento para el cáncer de vejiga?

Los expertos del Rambam Healthcare Campus, en Israel, detallan que el proceso de corte puede llevar mucho tiempo y dejar cicatrices, provocar enemas (líquido que se coloca en el recto  y elimina las heces acumuladas en el intestino), hemorragias o infecciones. En cambio, con la crioterapia, explican, se puede congelar y extraer las células cancerosas sin dañar el tejido sano, además de ahorrar tiempo, reducir complicaciones, acortar el proceso de tratamiento y reducir el riesgo y el estrés general del paciente.

“La técnica consiste en meter un catéter uretral en la vejiga de la persona atendida. La punta del catéter se encuentra equipada con un sistema óptico avanzado que permite a los doctores ver la ubicación precisa del tumor, apuntar y “congelarlo”. Luego, el tumor canceroso se quita sin perforar la vejiga ni perjudicar la salud”, se puede leer en la noticia del suceso publicada en el portal de la institución.

El objetivo de este posible tratamiento para el cáncer de vejiga es reducir el riesgo de que el tumor regrese y mejorar las posibilidades de que el atendido se recupere en su totalidad.

Isaac Hoffman, quien funge como médico senior del departamento médico que participó en dicho procedimiento, aclara que la finalidad es dar de alta al paciente del hospital el mismo día que se le opera.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s